Se recomienda consultar a su médico o en su caso a un profesionista en nutrición.